Madre de Dios: Contraloría inició hoy supervisión de establecimientos de salud en la región y el resto del Perú

Los auditores de la Gerencia Regional de Control de Madre de Dios recopilaron información de los hospitales Santa Rosa y Víctor Alfredo Lazo Peralta de EsSalud, con la finalidad de verificar la capacidad y prestación del servicio de salud, en el marco del control concurrente a la emergencia sanitaria Covid-19. A nivel nacional son cerca de cien especialistas de la Contraloría General iniciaron hoy la supervisión de establecimientos de salud en todo el país.

En el primer día del operativo, se están visitando 33 establecimientos de salud ubicados en once regiones del país. El operativo empezó en el Hospital Nacional Dos de Mayo, en Lima, donde la Comisión Auditora comprobó el esfuerzo de los profesionales de salud para atender a los pacientes infectados con coronavirus así como algunas limitaciones a las que se enfrentan.

El personal del hospital informó que cuenta con equipos de protección personal y, en su ánimo de ayudar, han improvisado una nueva área de Farmacia donde antes funcionaba el Auditorio. Durante el recorrido por sus instalaciones, los auditores encontraron más de diez pacientes sentados por más de 24 horas en sillas en el área de Observación Covid-19, mientras que cinco pacientes diagnosticados con coronavirus estaban ubicados en camas en una carpa a la intemperie del nosocomio a la espera de ser hospitalizados.

En Lima Metropolitana, los equipos de auditores con sus respectivos implementos de bioseguridad se desplegaron a 11 establecimientos de salud, entre ellos, el Hospital Vitarte, Hospital Nacional Hipólito Unanue, Hospital Nacional Sergio Bernales, Hospital Nacional Arzobispo Loayza, Hospital General Santa Rosa, Hospital Carlos Lafranco La Hoz, Hospital Nacional Daniel Alcides Carrión (Callao), Hospital San Juan de Lurigancho, Hospital Cayetano Heredia y Hospital de Apoyo María Auxiliadora.

Hasta el día viernes 24, en que concluye el operativo, se ha previsto visitar un total de 38 establecimientos de salud que pertenecen al Ministerio de Salud, EsSalud, Policía Nacional del Perú y de las Fuerzas Armadas.

Aspectos esenciales
Los auditores y especialistas están verificando siete aspectos esenciales en los hospitales que atienden a pacientes infectados con coronavirus: el funcionamiento del área de triaje, las salas de aislamiento, la disposición real de los profesionales de salud, la distribución de equipos de protección personal a los profesionales de la salud, las condiciones y protocolos de traslados de pacientes en ambulancias, el equipamiento biomédico y el estado de las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) que incluye conocer el número de personal que labora en dicha área.

Los resultados del operativo que dirige la Contraloría General permitirán disponer de un panorama real sobre la capacidad de respuesta de los principales establecimientos de salud ante la presencia de casos de coronavirus. Pero lo más importante es que identificará oportunidades de mejora que contribuyan a mejorar la capacidad y eficiencia en la prestación de un servicio tan esencial en la emergencia sanitaria como son los servicios de salud, cerca de la ciudadanía y de los profesionales de la salud.

Las intervenciones tienen un carácter propositivo, por ello, los hechos observados en el operativo serán comunicados oportunamente a los directivos de cada hospital y al Ministerio de Salud, en su calidad de ente rector, a fin de que adopten las medidas correctivas de manera prioritaria.

Operativo en regiones
El operativo se está realizando en simultáneo en otras diez regiones del país donde hoy se supervisarán 22 establecimientos de salud. Las Gerencias Regionales de Control que se han sumado al operativo son Cusco, Loreto, Lambayeque, Huánuco, San Martín, Madre de Dios, Ica, Moquegua, Junín, Huancavelica y Lima Provincia. Esta semana se cubrirán las 24 regiones del país.

El dato:
La Contraloría General emitirá un informe de orientación de oficio a cada establecimiento de salud con las situaciones adversas identificadas, las cuales constituyen oportunidades de mejora para los gestores públicos. El titular de la entidad tendrá un plazo de diez días para elaborar un Plan de Acción donde establezca las medidas y los plazos para superar las observaciones encontradas.
Como parte de la política de transparencia y rendición de cuentas, la Contraloría General publicará los resultados de las orientaciones de oficio en su portal institucional www.contraloria.gob.pe a fin de que la ciudadanía pueda ejercer el control social.