Moquegua: Contraloría detectó deficiencias en obra de mejoramiento y equipamiento de la Institución Educativa Inicial N° 226 del anexo de Challaguayo, distrito de Omate

Según el Informe de Control Concurrente N° 007-2019-OCI/044-SCC, los profesionales de la Contraloría realizaron una inspección a la obra y detectaron una serie de deficiencias, pese a que el 4 de junio pasado el Comité de Recepción de la obra, conformado por funcionarios de la MPGSC, suscribió un acta en el que concluyen que la obra “se encuentra culminada en su totalidad sin observaciones”.

Entre las deficiencias detectadas figura que las cámaras de vigilancia instaladas en el plantel educativo no cumplirían con los términos establecidos en el expediente técnico. El contratista colocó cámaras con sensor de 4 megapíxeles; cuando deberían ser de 16 megapíxeles.

De igual modo, se advirtió que la adquisición de equipos e instrumentos de cocina, así como materiales de recreación para los menores, no coincidían con los requerimientos del expediente técnico. Los auditores encontraron equipos y materiales de menor capacidad a lo que indicaba el contrato.

La inspección también reveló la existencia de grietas y fisuras (en vertical) en 13 puertas de madera del plantel, algunas de las cuales, abarcaron todo su espesor.  Los daños se encontraron en la zona inferior y superior de las puertas.

En la infraestructura del plantel también se presentan grietas y fisuras visibles de piso a techo, que abarcan todo el espesor de los muros. Esta situación pone en riesgo la estabilidad de la infraestructura; así como la seguridad de los escolares y maestros en caso ocurra un movimiento sísmico.

Además se reportó la falta de especificaciones técnicas, deficiencias e incongruencias en el expediente técnico que impiden un adecuado control de ejecución de partidas, calidad y características de los materiales implementados en la ejecución de la obra.

La Contraloría puso en conocimiento de estos hechos al alcalde de la MPSC con la finalidad que se adopten las acciones preventivas y correctivas que correspondan.

La obra ejecutada por un consorcio de empresas con una inversión de S/ 1’253,053.73, tiene la finalidad de mejorar las condiciones y el servicio educativo del colegio, que alberga a infantes y presta el servicio de Educación Inicial (3 a 5 años) y Cuna Jardín (menores de 2 años).

Un informe anterior del OCI de Sánchez Cerro advirtió que la obra del colegio inicial N° 226 se ejecutaba sin la presencia y permanencia de los profesionales propuestos por la contratista.

Godofredo Valdivia Ayala

Buscando cada día ser mejor