Gerencia Regional de Salud recomienda a la población medidas preventivas para hacer frente al VIH Sida

Hasta la semana epidemiológica 44; se han registrado 181 casos de VIH y 57 casos de SIDA en la región, quienes reciben de forma gratuita el tratamiento antirretroviral y atención integral de salud. Desde el 2005 hasta la actualidad, son 1917 pacientes que reciben dichos servicios en los Hospitales de nuestra región. Las edades con mayor número de casos de VIH van entre los 20 y 39 años y casos de SIDA entre los 20 y 29 años, con mayor incidencia en el sexo masculino.

Debido a ello la Gerencia Regional de Salud Lambayeque, en el marco del “Día mundial de lucha contra el SIDA” que se conmemora cada 1 de diciembre, recomienda a la población medidas preventivas para hacer frente a la propagación del VIH (Virus de Hinmunodeficiencia Humana) y del SIDA (Sindrome de Hinmunodeficiencia Adquirida) en la región.

Estas enfermedades, se transmiten por medio de relaciones sexuales sin preservativo, transfusión de sangre que contiene el VIH y a través de la gestación o lactancia materna por parte de una madre infectada que no recibe tratamiento.

Debido a esto, se recomienda usar correctamente el condón en todas las relaciones sexuales, reducir el número de parejas sexuales, ante la sospecha de alguna infidelidad hazte la prueba y exigir el uso de preservativo, evitar las relaciones sexuales cuando se ha consumido alcohol o drogas y hay rechazo para utilizar preservativo.

También, es importante que todas las personas se hagan la prueba rápida en cualquier establecimiento de salud, el resultado estará en 20 minutos. Esta prueba es sencilla, rápida, gratuita y segura. Si el resultado es positivo, se confirmará el resultado con una segunda prueba rápida. El resultado de la prueba de VIH es totalmente confidencial.

Cabe indicar que, una persona que vive con VIH no transmite la enfermedad por el contacto con su sudor, lágrimas o saliva, uso de los servicios higiénicos, piscina, playa o río, por compartir vajillas o utensilios, por abrazos, besos, caricias o conversaciones, mucho menos por la picadura de algún mosquito u otro insecto.