Pueblos indígenas de Ucayali acudirán a instancias internacionales para impedir efectos de la Ley 30723

Los pueblos indígenas de Ucayali, encabezados por la Organización Regional Aidesep Ucayali acudirán a las instancias internacionales, mediante acciones legales, y se han declarado en reunión permanente para tomar acuerdos orgánicos y hacer frente a la reciente aprobación y promulgación por el Congreso de la Republica de la Ley 30723, que declara de prioridad e interés nacional la construcción de carreteras en zonas de frontera y el mantenimiento de trochas carrozables en el departamento de Ucayali, Ley que ha sido promovida por el congresista Ucayalino Glider Agustín Ushñahua Huasanga.

Para Reyder Sebastián Quinticuari, presidente de Aidesep Ucayali, “la ley 30723 es declarativa, sin embargo es una puerta abierta para proyectos viales  en la selva ucayalina, y que el enunciado de “irrestricto respeto a las áreas protegidas y poblaciones indígenas”, es letra muerta, porque sabemos que en la práctica no se cumplen”.

El indignado líder  expresa que los pueblos selváticos rechazan la forma como se ha impulsado esta iniciativa legislativa, vulnerando el derecho a la consulta previa, debido a la amenaza contra los territorios comunales, la biodiversidad y a los pueblos indígenas aislados que habitan la reserva Murunahua, Isconahua y Mashco Piro”.

Ante esto las organizaciones indígenas locales y regionales demandan al congreso de la república la inmediata derogatoria por ser absurda a la realidad nacional, exigiendo respeto por los derechos consagrados en la Constitución Política y el Convenio 169 de la OIT.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.